Pasta con Berenjenas

Pasta con Berenjenas

Pasta con Berenjenas

Hola a tod@s. Por aquí seguimos con mucho calor y con mucha producción huertana, así que vamos con otra rica receta, en esta ocasión de pasta con berenjenas.

Creo que ya os he comentado en alguna ocasión, lo mucho que me gustan las berenjenas y sus increíbles propiedades. Hoy voy a resaltar su característica de alimento desintoxicante, si habéis leído bien, desintoxicante, resulta que las berenjenas nos pueden ayudar a con la eliminación de sustancias indeseables del organismo. Contiene Fito nutrientes que ayudan a eliminar los radicales libres del cuerpo, que son los encargados de dañar las células de nuestro organismo y causar enfermedades. Así que con esta tarjeta de presentación quién no se anima  a buscarle un lugar de honor en la cocina.

La receta que os propongo hoy es sencilla, rápida deliciosa y fácil de presentar para los no tan amantes de las bellas verduras moradas.

Ingredientes para 4 personas: 

Ingredientes pasta con Berenjenas
  • 400 gr de pasta (calculando unos 100 gr por persona)
  • 3 cebollas
  • 2 berenjenas
  • 2 zanahorias
  • 5-6 tomates
  • ½ copa de vino blanco (opcional)
  • 100 gr de queso rallado
  • 1 rulito de queso de cabra
  • 1 ramita de albahaca
  • Sal y pimineta
  • Aceite de Oliva

Preparación:

  1. Preparar la pasta siguiendo las indicaciones del paquete. En este caso hemos usado lacitos, pero queda igualmente delicioso con fetuchinis, macarrones etc.
  2. Lavar y picar las cebollas y las zanahorias. Rehogar en una sartén honda con una cucharada de aceite de oliva.

    cebollas y zanahorias rehogadas
  3. Entre tanto lavar y sin pelar cortar en dados las berenjenas.

    cortar berenjenas en daditos
  4. Cuando las cebollas y las zanahorias empiecen a cambiar de color, tras unos 7 minutos a fuego medio, agregar los dados de berenjenas. Rehogar unos 7 minutos más.

    berenjenas rehogadas esperando a los tomates
  5. Entre tanto lavar y cortar igualmente en dado los tomates, y agregar a la sarten cunado las berenjenas cambien de color. Salpimentar al gusto y cocinar removiendo durante unos 10-15 minutos.

    agregar tomates y salpimentar al gusto
  6. Trascurrido el tiempo agregar la copita de vino y unas cuantas hojitas de albahaca. Según queramos de intenso el sabor, dejar evaporar 5 o más minutos. Este paso es opcional, pero el vino blanco le da un saborcito singular a la salsa y con el calor el alcohol se evapora sin peligro de achispar a la familia. 😉

    copita de vino y albahaca
  7. Agregar el queso rallado y mezclar con la pasta cocida.

    incorporar el queso rallado
  8. Servir con unos trocitos de queso de cabra por encima.

    presentar con quesito de cabra

Que aproveche.

Besos

Empanada de Calabacín y cebolla

Empanada de Calabacín y cebolla

Empanada de calabacín y cebolla

Hoy os traigo una versión huertana de empanada. Esta empanada de calabacín y cebolla queda jugosa y deliciosa. Las opciones que nos ofrecen los calabacines son infinitas y las ideas para comer un poco más de verde de forma divertida y rica también son increíbles. Así que mientras dure a temporada de calabacines en la huerta, seguiremos pensando en formas diferentes para hacerlos.

Ingredientes: 

Para la masa 

ingredientes para la masa
  • 50 gr de agua
  • 50 gr de aceite
  • 50 gr de vino blanco
  • 90 gr de mantequilla
  • 1 huevo
  • 25 gr de levadura fresca
  • 450 gr de harina
  • Una pizca de sal

Para el relleno 

ingredientes relleno
  • 2 cebollas grandes
  • 3 zanahorias
  • 1 calabacín gigante o varios normales
  • 3 huevos
  • 150 gr de queso rallado
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Sal y pimienta

Preparación:

  1. Lo primero es lavar rallar muy fina la zanahoria, cortar en juliana la cebolla y sofreír ambas en una sartén amplia con una cucharada de aceite de oliva.
    cortar cebolla en juliana
    rallar zanahoria

    pochar cebolla y zanahoria
  2. Mientras se pochan las cebollas y la zanahoria, es hora de rallar el calabacín. Se puede hacer a mano con un rallador o con unos golpes de turbo en la thermomix o similar procesador de alimentos que permita picar verduras.

    rallar calabacín
  3. Una vez transparenten las cebollas es hora de añadir los calabacines y rehogar todo a fuego medio alto durante unos 10 minutos, o hasta que veamos que el calabacín ha perdido buena parte del agua y se ha comenzado a dorar.
  4. Batir los huevos ligeramente e incorporar a las verduras junto con el queso salpimentar al gusto y reservar mientras se hace la masa.

    añadir el queso y los huevos
  5. Mientras se enfría un poco el relleno haremos la masa:
    1. TRADICIONAL: Deshacemos las levadura con el agua templada, importante templada no caliente. En un bol grande poner el aceite, la mantequilla y el vino blanco y calentar 30 segundos en el microondas. Incorporar el huevo, la harina, sal y agua con la levadura y amasar varios minutos hasta obtener una masa elástica, suave y que no se pegue. Se puede usar para ello una amasadora eléctrica con varillas de amasado o procesador de alimentos con opción de amasado.
    2. THERMOMIX: Poner ene le vaso el agua, aceite, vino y mantequilla 1 minutos/37º/ velocidad 2. Añadir el huevo y la levadura y mezclar 5 segundos/velocidad 4. Incorporar la harina y la sal, mezclar 15 segundos/ velocidad 6 y terminar con 2 minutos/vaso cerrado/velocidad espiga.
  6. Precalentar el horno con calor arriba y abajo 180ºC.
  7. Dividir la masa en dos.
    dividir la masa en 2

    Engrasar una bandeja de horno con aceite de oliva, extender una de las mitades de la masa con ayuda de un rodillo y cubrir nuestra bandeja.

    extender media masa sobre una bandeja de horno

    Echar la mezcla de relleno y cubrir con la otra mitad de la masas, hacer un pequeño hoyuelo en el centro y meter en el horno unos 25 minutos o hasta que veamos que se dore al gusto.

    rellenar
    cubrir con la otra mitad

    hornear

Listo, queda jugosa y deliciosa y para mi gusto mejor de un día para otro.

A disfrutar comiendo sano.

Besos

 

 

Pastel de calabacín y arroz

Pastel de calabacín y arroz

Pastel de calabacín y arroz

El huerto sigue produciendo calabacines del calibre autobús, y lo mejor de todo, es lo deliciosos que están. La mitad de los días los comemos directamente lavados y cortados en dados hechos al vapor, con un poco de sal y pimienta. Pero de vez en cuando les damos un look más vistoso, como este delicioso pastel de calabacín y arroz. Fácil de hacer, este pastel de calabacín y arroz, queda espectacular y rico y rico. Os animo a probar.

Ingredientes: 

OLYMPUS DIGITAL CAMERA
  • 1 calabacín gigante de la huerta o varios más pequeños
  • 1 berenjena
  • 1 diente de ajo
  • 2 zanahorias
  • 250 gr de arroz (blanco o mezcla de varios tipos: integral, blanco, salvaje)
  • 250 gr de queso blando para untar tipo philadelphia
  • 50 gr de queso parmesano
  • 150 gr de queso rallado para fundir

Preparación:

  1. Poner a cocer el arroz siguiendo las indicaciones del paquete.
  2. Entre tanto, lavar el calabacín y SIN pelar cortar en finas láminas a lo largo con ayuda de una mandolina o cuchillo afilado y mucho cuidado.

    cortar calabacín
    Pastel de calabacín y arroz
  3. Dorar las láminas de calabacín en una la plancha varios minutos por cada lado.

    dorar los calabacines
  4. Picar las zanahorias y rehogar con el diente de ajo, agregar la berenjena cortada en dados y cocinar hasta que comience a cambiar de color.

    rehogar zanahoria, ajo y berenjena
  5. Apagar el fuego y añadir el queso parmesano.

    agregar queso parmesano
  6. Escurrir el arroz y verter en un bol, añadir la mezcla de berenjena y el queso blando, mezclar y salpimentar al gusto.

    mezclar arroz, berenjena y quesos
  7. Engrasar un molde corona para pasteles y cubrir con los calabacines, debe quedar un poco de sobrante para poder cerrar luego nuestro pastel.

    forrar molde con el calabacín
  8. Introducir la mezcla de arroz, queso y berenjena por todo el molde y cerrar con los restantes del calabacín.

    rellenar con la mezcla de arroz, berenjena y quesos
  9. Dar la vuelta al molde sobre un plato o bandeja y desmoldar. Listo para servir. Se pude añadir un poco de salsa de tomate por encima si se quiere.

    desmoldar y listo para comer

Que aproveche.

Besos

 

 

Pastel de verduras en espiral

Pastel de verduras en espiral

Con el buen tiempo llegan los días de cestas repletas de cosas ricas y coloridas de la huerta. Hoy había calabacines, cebollas, tomates y zanahorias en abundancia.

Cesta huertana de La Era Verdadera

Así que me ha parecido la combinación perfecta para elaborar un delicioso pastel de verduras en espiral. Por qué en espiral me diréis, simplemente porque lo vi en pinterest y me pareció tan vistoso, que una cosa tan bonita para la vista no podía más que ser igualmente deliciosa para el paladar.

Lo más complicado de hacer, es cortar las verduras, si uno no tiene una mandolina. Pero con una buena mandolina no hay más que ponerse a cortar finas tiras y en un pis pas tenemos el mejor pastel de verduras en espiral del mundo. Y si no tenemos mandolina, con un pelador de  verduras cuchillo afilado y mucho cuidado lo disfrutaremos también.

Ingredientes:

Ingredientes Pastel de verduras en espiral
  • masa de hojaldre con mantequilla SIN palma
  • 2 calabacines
  • 2 zanahorias
  • 2 tomates
  • 2 cebollas
  • 250 gr de queso para untar tipo philadelphia
  • 75 gr de queso parmesano
  • 1 huevo
  • Sal y pimienta

Preparación:

  1. Lavamos y cortamos en tiras muy finas las verduras. Lo mejor es hacerlos con una mandolina, pero si no tenemos o no la encontramos como fue mi caso, se puede hacer con mucho cuidado con un cuchillo afilado o con el pelador de verduras.

    cortar verduras
  2. Meter todas las verduras ya cortadas 7 minutos a máxima potencia en el microondas en un reciente apto para ello. O bien escaldarlas un par de minutos en agua hirviendo.

    verduras unos minutos al vapor
  3. Entre tanto preparamos la crema: mezclamos el queso crema con el huevo y el queso hasta obtener una rica crema homogénea, salpimentar al gusto.

    mezclar ingredientes del relleno
  4. Extendemos la masas de hojaldre sobre un molde desmoldable, o de silicona engrasado previamente. Pinchamos la superficie con un tenedor.

    extender y pinchar masa
  5. Extendemos la crema y comenzamos a colocar las verduras alrededor en forma de corona de colores.
    cubrir con la crema de relleno
    colocamos las verduras en espiral

    listo para hornear
  6. Ya solo queda hornear con calor arriba y abajo en horno precalentado a 200º entre 30 y 45 minutos dependiendo de lo grande que hayáis hecho el pastel.

    Pastel de verduras en espiral

A disfrutar.

Besos

Zapallitos rellenos de verduras

Zapallitos rellenos de verduras

 

¿Qué tal lleváis este tiempo revuelto de calor, frío, calor? Volviendo loco al cuerpo, ¿verdad? El mío está tan catatónico que ha decidido obsequiarme con una leve anemia, así que toca buscar alimentos ricos en hierro para ponerlo de nuevo a tono. Así es como ha surgido la idea de presentaros a un nuevo invitado de nuestra huerta estival, el ZAPALLITO. Yo hasta la fecha no los conocía, pero una amiga me dio unas semillas que había traído de Argentina, para ver si las conseguíamos sacar adelante, y tanto que han salido. Ahora están las huertas rebosantes de verdes y brillantes zapallitos.

Zapallitos en la huerta
zapallitos

Esta receta de zapallitos rellenos de verduras es además rica, sana y fácil de preparar.

Y para los que como yo no conocías a esta bella hortaliza, os la voy a presentar: procede del continente americano, pertenece a la familia de las cucurbitáceas, dentro de las que nos encontramos con más de 850 especies, entre ellas el pepino y el calabacín.  Se tata en realidad de una especie de calabacín-calabaza mini con  propiedades nutritivas muy altas, destacando la presencia de las vitaminas E, C, B1B2B3B6ácido fólico, potasio, magnesio, sodio, yodo, hierrocalcio y fósforo, convirtiéndose en uno de los vegetales más nutritivos con 0% de grasas.

Es por tanto una hortaliza digna de tener en cuenta y sus posibilidades culinarias son infinitas. Abrimos pues la primera de las recetas de zapallito de la temporada.

PD si alguien no consigue encontrar zapallitos que no desesperé se puede hacer la receta perfectamente con calabacines, de los franceses redonditos o de los alargados de toda la vida. 😉

Ingredientes: 

Ingredientes para zapallitos rellenos de verduras
  • 4 Zapallitos pequeños o dos grandes ( o calabacines)
  • 2 Cebollas
  • 4 Zanahorias
  • 3 Tomates
  • 60 gr queso crema
  • 100 gr queso rallado

Preparación:

  1. Lo primero es lavar y cortar por la mitad los zapallitos, hacerles un enrejado en la pulpa con el cuchillo sin llegar a cortar la piel.

    enrrejado
  2. Toca cocinar ligeramente los zapallitos, se puede hacer cociéndolos en agua hirviendo con sal 5 minutos o en un recipiente apto para el microondas durante 9 minutos.

    recipiente apto para microondas
  3. Entre tanto picamos la cebolla y zanahorias y las rehogamos con una cucharadita de aceite en una sartén grande.

    rehogamos cebolla y zanahoria
  4. Cuando los zapallitos estén listos, tengan la carne blandita, los vaciamos con la ayuda de una cuchara.

    vaciamos los zapallitos
  5. Incorporamos la pulpa de los zapallitos, incluyendo las semillas (son súper blanditas y ricas en hierro), junto con los tomates troceados a la sartén, salpimentamos al gusto y rehogamos a fuego medio removiendo de vez en cuando unos 15 minutos.                                    
  6. Toca añadir el queso crema y la mitad del queso rallado mezclamos bien y corregimos el punto de sal.

    añadimos el queso
  7. Colocamos los caparazones vacíos de los zapallitos en una bandeja de horno y los rellenamos con la mezcla, espolvoreamos con el resto del queso y horneamos a 180ºC con calor arriba y abajo durante 15 minutos, transcurrido ese tiempo gratinamos durante 5 minutos más.
    caparazones de zapallito vacíos

    rellenamos
  8. Listo para disfrutar

BESOS

 

 

Espinacas a la manchega

Espinacas a la manchega

Espinacas a la manchega

Lo primero de todo, FELIZ PRIMAVERA.  Los días se hacen cada vez más largos, hay más solecito y de fondo se empiezan a oler las torrijas de semana santa. Por eso, antes de lanzarnos a la perdición, vamos con una receta rápida, sencilla y deliciosa: espinacas a la manchega.

He de confesar que la huerta rebosa de espinacas, están ahora mismo en su salsa con sus hojitas verdes y todos sus nutrientes. Contiene altas cantidades de carotenoides, vitamina C, vitamina K, ácido fólico y calcio. Además muchas de las vitaminas y minerales que en las espinacas se encuentran de forma muy elevada, no las encontramos ni en las carnes, pescados, frutas o frutos secos. Por eso es muy importante comer por lo menos dos veces a la semana una buena ración de espinacas. Tranquilos que os iré poniendo más recetas chulas y deliciosas con espinacas, son tan versátiles que las opciones son infinitas.

Ingredientes: 

ingredientes para las espinacas a la manchega
  • 500 gr de espinacas
  • 400 gr de tomate triturado
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1 vasito de vinagre de vino
  • 1 cucharadita de comino
  • Sal y pimienta

Preparación:

  1. Lo primero es hacer un sofrito con la cebolla y el diente de ajo picados en una sartén grande.

    rehogar la cebolla y el ajo
  2. Cuando comience a transparentar la cebolla agregamos el tomate crudo triturado, se puede utilizar tomate natural triturado de bote. Lo dejamos cocer fuego medio durante 15 minutos.

    agregar el tomate y sofreir 15 minutos
  3. Mientras vamos lavando nuestras hojitas de espinaca.

    espinacas recién cogidas de la huerta
  4. Agregamos las espinacas y salpimentamos al gusto. Aunque parezca que no van a cabernos las espinacas, al cabo de unos minutos se reducirán a la décima parte.
  5. Cuando se hayan reducido las espinacas agregamos el comino machacado con el vinagre y dejamos reducir 5 minutos más.
    aunque parezca que no caben luego reducen

    agregar vinagre y comino

Listo para disfrutar, un plato repleto de vitaminas y sin un gramo de grasa.

Lasaña de espinacas y champiñones

Lasaña de espinacas y champiñones

Lasaña de espinacas y champiñones

Poco a poco empieza a oler a primavera. La huerta de invierno se anima y es hora de hacer algo con los productos que nos ofrece, así que aquí va una sencilla y deliciosa lasaña de espinacas y champiñones.

Seguimos un poco con receta sana y verde, es una lasaña que no lleva bechamel y se hace en un santiamén. Lo que más tiempo me ha llevado, es recolectar las espinacas, pero porque le voy hablando a cada planta mientras selecciono las mejores hojas. Y me disperso mirado las lentejas, habas, puerros, lechugas o los nuevos brotes de espárragos. No sé qué tiene la huerta que engancha tanto.  😉

espinacas de la huerta
espinacas tras la cosecha

Las lasañas me chiflan y si encima las puedo rellenar con productos de la huerta, me gustan aún más. Esta receta es ideal para hacer comer espinacas a los que las miran con cierto resquemor, haced la prueba, ya veréis como se las comen encantados y hasta repiten. Creedme, he hecho la prueba con varios espincareacios y todos han repetido.

Ingredientes para una lasaña de espinacas y champiñones para 4 personas: 

ingredientes
  • 2 puerros
  • ½ vasito de vino blanco
  • 400 gr de champiñones laminados
  • 400 gr de espinacas
  • 150 gr de queso para untar, tipo philadelphia
  • 1 rulo de queso de cabra tierno
  • 100 gr queso rallado para gratinar
  • Placas de lasaña

Preparación:

  1. Dependiendo del tipo de placas de lasaña que uséis, ponerlas un rato en remojo con agua caliente para que se ablanden. O cocerlas si no son de las ya precocinadas. Según os indique el paquete. Yo aunque sean de las precocinadas y que no necesitan supuestamente hidratación previa, prefiero siempre darles un remojo hasta que estén blanditas.

    placas de lasaña en remojo
  2. Rehogamos los puerros con el vino blanco hasta que empiecen a transparentar, unos 7 minutos a fuego medio.
  3. Entre tanto limpiamos nuestros champis y los laminamos.

    champis sazonados con sal y pimienta
  4. Cuando el puerro este ya transparente agregamos los champiñones y dejamos hasta que reduzcan su tamaño.
  5. Mientras vamos lavando y cortando en dos nuestras hojitas de espinaca. Añadimos a la sartén y salpimentamos al gusto.
    puerros y champis listos

    añadimos las espinacas y salpimentamos
  6. Cuando las espinacas se hayan reducido incorporamos el queso crema y removemos hasta que se mezclen todos los ingredientes.
    hora de añadir la crema de queso

    relleno listo
  7. Precalentamos el horno a 180ºC
  8. Escurrimos las placas de lasaña, engrasamos ligeramente la bandeja o fuente que vayamos a utilizar y vamos montando nuestra lasaña, una capa de pasta, una capa de la mezcla de verduras y terminamos con una capa de queso de cabra troceado. Cubrimos de nuevo con otra de lasaña y repetimos la operación hasta que nos quedemos sin relleno. A la última capa le agregamos el queso para gratinar y listo para hornear.
    base de lasaña
    relleno

    listo para hornear
  9. Horneamos a 180ºC con calor arriba y abajo durante 15 minutos y luego gratinamos unos 5 minutos más o hasta que veamos que se dora al gusto.

Listo para disfrutar. Receta rápida, sana, sencilla y deliciosa.

 

 

Corona de champiñones, puerros y zanahorias

Corona de champiñones, puerros y zanahorias

¿Quién dijo que comer verduras es aburrido? Esta fabulosa corona de champiñones, puerros y zanahorias es sencilla, vistosa y deliciosa.

El otro día me sorprendió favorablemente constatar que tanto el Lidl como el Mercadona han incluido unas masas de hojaldre SIN palma en su repertorio. Hasta ahora era imposible encontrar una masa de hojaldre comercial, ya fuese fresca o congelada, que no sea una masa de grasas de palma, saturadas, antioxidantes y aditivos alimentarios varios. Por eso cuando vi estás decidí probarla.  Esto me lleva a la siguiente reflexión, ¿en qué momento la comida dejó de ser comida y se volvió un negocio? Negocio en el que no importan ni la salud, ni el medioambiente, tan sólo el que unos pocos se hagan cada vez más ricos.

Leer las etiquetas de los productos de los supermercados debería convalidar un curso de química, hay más siglas, ácidos, compuestos, conservantes y cosas extrañas que en un laboratorio.  Pero me reconcilia ver y pensar que si poco a poco dejamos de consumir productos nocivos y reclamamos más productos NORMALES, hechos con las recetas de siempre y con los ingredientes SIN transformar de toda la vida, podamos optar de nuevo por una comida más sana.

En cualquier caso, esta corona de champiñones, puerros y zanahorias, gracias a su colorido y atractiva forma, hace que comer verduras sea un placer real.

Ingredientes: 

Ingredientes corona de champiñones, puerros y zanahorias
  • 1 masa de hojaldre de MANTEQUILLA, importante, sólo las de mantequilla no llevan palma. También se puede hacer en casa.
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal y pimienta
  • 2 cebollas pequeñas o 1 grande
  • 4-5 zanahorias
  • 3 tomates grandes y maduros
  • 4 puerros
  • ½ kilo de champiñones
  • Opcional: queso rallado

Preparación:

  1. Comenzamos con un sofrito de tomate para dar color y sabor a nuestra base.

Pelamos y picamos las 2 cebollas y 2 zanahorias. Las rehogamos hasta que empiecen a transparentar unos 7-8 minutos a fuego medio en una sartén con una cucharadita de aceite.

cebollas y zanahorias picadas
  1. Mientras se rehogan las cebollas y zanahorias, lavamos y rallamos nuestros tomates. Cuando las cebollas y zanahorias estén listas, añadimos los tomates, sal y pimienta al gusto y dejamos cocer unos 15 minutos a fuego medio y removiendo de vez en cuando. Nos quedará una salsa de tomate espesa. Reservamos

    tomates rallados
  2. Mientras se hace nuestro sofrito de tomate, vamos preparando el resto de zanahorias y los puerros. Lavamos y cortamos los puerros en rodajitas finas. Laminamos las zanahorias peladas, con ayuda de una mandolina o con el pelador de verduras. (con cuidado de no llevarnos un trozo de dedo).

    puerros y resto de zanahorias
  3. En una sartén grande con una cucharadita de aceite, sofreímos los puerros y las zanahorias.

    sofreir puerros y zanahorias
  4. Entretanto vamos limpiando nuestros champiñones, cortamos la parte baja del tronco, y laminamos. Cuando las zanahorias y puerros estén ligeramente dorados añadimos los champiñones, sal y pimienta al gusto y dejamos que suelten agua y reduzca a fuego medio.
    champiñones

    salpimentar y sofreir los campis con los puerros y zanahorias
  5. Precalentamos el horno 180ºC con calor arriba y abajo.
  6. Turno de la masa, desenrollamos nuestra masa y estiramos ligeramente con ayuda de un rodillo de cocina. Para hacer el corte de estrella del centro nos podemos ayudar de un plato que nos marque el contorno. Pinchamos el resto de la masa con un tenedor.
    masa de hojaldre sin palma

    corte de estrella
  7. Ponemos una primara capa de sofrito de tomate, seguimos con los champiñones, puerros y zanahorias, no hace falta que estén hechos del todo ya que ahora van al horno. Espolvoreamos con un poco de queso. Doblamos los picos de la masa para “abrazar” nuestro relleno.
    primera capa de tomate
    turno de los puerros, champiñones y zanahorias

    espolvoreamos con queso rallado
  8. Se puede pincelar la masa con un poco de huevo batido, yo nunca lo hago. Metemos al horno con calor arriba y abajo entre 20-25 minutos, hasta que veamos que se dora al nuestro gusto.

    doblamos picos y lista para hornear

Listo para degustar.

 

Besos

 

Pastel de Patata y Verduras

Pastel de patata y verduras

Pastel de Patata y Verduras

Con este frío apetecen cosas calentitas, por eso este pastel de patata y verduras es ideal. Es una forma diferente de comer verduras.

Al añadir la palabra pastel , parece que se le alegra a uno el alma, y así comemos sanos pero divertido. Que conste que las cremas de verduras me encantan, pero parece que cuando en casa dices, CREMA de Verduras para comer… se hace el silencio. Sin embargo, si empiezas cualquier tipo de comida con PASTEl, parece que la cosa cambia.

Se puede hacer con cualquier tipo de verduras, y en múltiples formatos,  individual,grande, en fuente o bandeja….

En esta ocasión, mi pastel de patata y verduras tiene forma de corazón. Soy adicta a los cachivaches y chismes de cocina, y tenía desde hace tiempo este  molde sin base para hacer tartas con forma de corazón y me ha parecido que las verduritas se merecían un poquito de amor.

Ingredientes: (estos son los que he usado en esta ocasión, pero se puede hacer con aquellas verduras solitarias y desparejas que a veces habitan la nevera)

ingredientes Pastel de Patatas y Verduras
  • 2 puerros
  • 1 cebolla
  • 2 nabos
  • 2 zanahorias
  • 2 berenjenas
  • 1 calabacín
  • 4 tomates maduros
  • 1 kg de patatas (opción rápida un paquete de puré de patatas)
  • 1 vaso de vino blanco
  • 75 ml de leche
  • Agua
  • Sal, pimienta y nuez moscada

Preparación:

De forma tradicional:

  1. En una olla grande ponemos a cocer nuestras patatas peladas y cortadas en agua con un poco de sal. Tardarán unos 20 minutos, pero mejor ir pinchando hasta que estén bien tiernas. Si optamos por hacer puré de patata de sobre, nos saltamos este punto.
  2. Entre tanto lavamos y cortamos los puerros, la cebolla, nabos y zanahorias. Cortamos finamente y rehogamos en una sartén grande con el vasito de vino tinto. Unos 7 minutos.

    Zanahorias, puerros, cebollas y nabos
  3. Mientras lavamos bien las berenjenas y las troceamos igualmente en daditos, cuando los puerros, cebollas y demás comiencen a transparentar agregamos nuestras berenjenas, unos 5 minutos.
    Berenjenas
    1er sofrito de cebolla, puerros, nabos y zanahoria

    añadimos las berenjenas
  4. Hacemos lo mismo con el calabacín, lavamos y cortamos en daditos y a la sartén con sus compañeros.

    incorporamos el calabacín
  5. Turno de los tomates, mismo procedimiento, lavar y cortar y a la sartén. Salpimentamos todo al gusto y dejamos que se vayan haciendo las verduritas a fuego medio, removiendo de vez en cuando. Por lo menos 15-20 minutos.
    troceamos los tomates
    tomates a la sartén

    Tras 20 minutos, las verduritas están listas.
  6. Cuando tengamos las patatas cocidas, las escurrimos y aplastamos bien con un tenedor o con un pasapuré, añadimos la leche y corregimos de sal, en este punto yo añado pimienta y un poco de nuez moscada. Si optamos por el puré de sobre es el momento de prepararlo siguiendo las indicaciones del paquete.

    Puré de Patatas
  7. Llega el momento de montar nuestra tarta. Para ello necesitamos un molde de tarta sin base, aros de emplatar o una desmontable, de la que sólo usaremos el aro. También se puede hacer también directamente sobre una fuente.
    Moldes y aros de emplatar

    Aro de emplatar corazón
  8. Ponemos una primera capa de puré sobre el fondo, seguimos con una capa de verduritas y cubrimos con otra capa de puré. Se puede dejar así o añadir dos capas más, al gusto. Yo en los pastelitos individuales solo pongo una capa de puré, encima una de verduras y termino decorando con la manga pastelera y el puré como si fuesen cupcakes.
    1ª capa de puré
    1ª capa de puré
    2ª capa de verduras
    2ª capa de verduras

    3ª capa de puré
  9. Decoración opcional: Quitamos los moldes y rellenamos una manga pastelera con boquilla de estrella, de puré de patatas,  y decoramos nuestro pastel o pastelitos. Luego lo gratinamos en el horno hasta que se dore un poco y listo.
    Manga pastelera con boquilla de estrella
    Rellenamos con puré de patatas
    Decoramos
    Decoramos

    Cupcake de Patata y Verduras

Con Thermomix:

  1. Lavamos las verduras y las cortamos en trozos, las vamos metiendo por tandas en el vaso y las troceamos 4 segundos/velocidad 4. Según las vallamos teniendo las reservamos.
  2. Lavamos y cortamos las patatas en taquitos pequeños, podemos proceder igual que con el resto de las verduras, 4 segundas, velocidad 4.
  3. Metemos las verduras en el vaso, salvo el tomate, junto con el vasito de vino, sal y pimienta y programamos 15 minutos/ Temperatura Varoma/giro a la izquierda/ velocidad cuchara.
  4. Pasado el tiempo agregamos los tomates troceados y programamos 20 minutos/ Temperatura Varoma/giro a la izquierda/ velocidad cuchara. Colocamos las patatas troceadas en el recipiente del varoma y lo colocamos en su posición.
  5. Corregimos de sal y pimienta y reservamos las verduras en un bol.
  6. Pasamos las patatas al vaso, agregamos un pocos de sal, pimienta y opcional nuez moscada, la leche y trituramos velocidad 5-7 unos segundos.
  7. Llega el momento de montar nuestra tarta. Para ello necesitamos un molde de tarta sin base, aros de emplatar o una desmontable, de la que sólo usaremos el aro. También se puede hacer también directamente sobre una fuente.
  8. Ponemos una primera capa de puré sobre el fondo, seguimos con una capa de verduritas y cubrimos con otra capa de puré. Se puede dejar así o añadir dos capas más, al gusto. Yo en los pastelitos individuales solo pongo una capa de puré, encima una de verduras y termino decorando con la manga pastelera y el puré como si fuesen cupcakes.
  9. Decoración opcional: en una manga pastelera con una boquilla de estrella grande, rellenamos con puré de patatas y decoramos nuestro pastel o pastelitos. Luego lo gratinamos en el horno hasta que se dore un poco y listo.
Pastel de Patata y Verduras

A comer.

Besos

 

Espaguetis de calabacín con pesto ligero de aguacate

espaguetis de calabacín con salsa ligera de pesto de aguacate

Espaguetis de calabacín con salsa ligera de pesto al aguacate

Siguiendo con las recetas saludables, vamos con otra original y exitosa receta para la operación bikini, unos deliciosos espaguetis de calabacín con salsa ligera de pesto de aguacate. Increíble lo deliciosos que están, lo fáciles que son de hacer y lo sanos y saludables.

La salsa pesto es deliciosa, pero la proporción de aceite, piñones y parmesano que llevan no resulta del todo compatible con la operación bikini. Pero para eso están las neuronas, para ingeniar nuevas recetas y reinventar los clásicos.

Además, al llevar aguacate, es un plato que nos aporta nutrientes, multitud de vitaminas, fibra y grasas saludables. El aguacate, aparte de delicioso y colorido, es un alimento  “amigable” para las dietas bajas en hidratos de carbono.

Los espaguetis de calabacín, son un fabuloso invento, tan sencillo como tunear un calabacín. De esta forma los hacemos más apetecibles para pequeños y grandes, que no son tan forofos de lo verde. Sin apenas calorías, nos aportan multitud de vitaminas, y para que nos vamos a engañar, en casi todas las dietas suele ser protagonista. De esta forma y acompañado de distintas salsa saludables, se puede convertir en un divertido aliado y dejar de ser  un aburrido complemento dietético.

Esta receta es además totalmente vegana y se prepara en 10 minutos.

Ingredientes:

Ingredientes
  • 2 calabacines, mejor alargados que gordos.
  • 1 aguacate grande o 2 pequeños
  • Un puñado de piñones o nueces
  • Un ramillete de albahaca
  • ¼ de diente de ajo
  • ½ vaso de agua
  • Unos cuantos tomatitos cherry
  • Sal y pimienta
  • Opcional: queso rallado

Preparación:

  1. Lo primero es tunear nuestros calabacines, para ello lo mejor es hacerse con un sacapuntas de verduras. Los venden en amazon, ferreterías y chinos. Tan sencillo como lavar bien nuestros calabacines, ya que NO los vamos a pelar y proceder a sacarles punta.
    Sacapuntas de verduras

    “sacando punta”

Si no tenemos artilugio los podemos cortar con una mandolina o cuchillo en finas lonchas y luego hacer tiras finas tipo espagueti.  No os asustéis si os parece mucha cantidad, ya que con un 90% de agua luego se quedan en la mitad.

Espaguetis de calabacín
  1. Vamos con nuestra salsa, metemos la pulpa del aguacate, los piñones, las hojitas de albahaca y el ajo más un poco de sal y pimienta, en un procesador de alimentos tipo thermomix o similar y le damos caña hasta que se triture, si queda muy espeso le añadimos unas cucharadas de agua. Reservamos

    Ingredientes salsa
  2. En una sartén amplia, lanzamos nuestros espaguetis y los tomatitos cherry cortados en por la mitad, con 2 cucharadas de agua o vino blanco y los rehogamos unos minutos hasta que veamos que reducen un poco. No más de 5 minutos. Escurrimos el agua que han soltado y dejamos en la sartén.
    antes de cocinar

    cocinados
  3. Añadimos nuestra salsa a los espaguetis y listos para disfrutar. Si se quiere se puede espolvorear con un poco de queso rallado. 

A disfrutar de lo verde.

Besos

 

 

Soufflé ligero de zanahorias

Soufflé ligero de zanahorias
Soufflé ligero de zanahorias

Soufflé ligero de zanahorias

Llega enero, con sus retos y sus dietas. Se acaba la navidad, los restos de turrones, polvorones y demás dulces y poco a poco no queda más remedio que tratar de recuperar los buenos hábitos de nuevo. Si te suena de algo todo esto, es hora de conocer al fantástico soufflé ligero de zanahorias.

Una receta estrella, fácil, sencilla, ligera y súper vegetal. Además es muy elegante y colorida.  No lleva ni gota de materia grasa, son solo verduritas sanas y proteínas.  Este soufflé ligero de zanahorias os va a encantar, queda además muy vistoso y es una forma chic de comenzar a reconciliarnos con las comidas ligeras y la famosa operación bikini.

Ingredientes:                                                                  

  • 250 gr de zanahorias
  • 50 gr de cebolla (1 cebolla grande o entre 2 y 3 pequeñas)
  • 1 puerro
  • 3 huevos
  • Sal, pimienta y curry

Preparación:

  1. Lavamos y cortamos en rodajas las zanahorias, cebollas y puerro y los cocemos con sal hasta que estén blanditos. Varias opciones para cocinarlas:OLYMPUS DIGITAL CAMERA

1.1. De forma tradicional en una olla con agua y sal entre 20- 30 minutos.

1.2 CON THERMOMIX: ponemos  unos 500 gr de agua en el vaso, las zanahorias, cebollas y puerro, con la sal 20 minutos/100º/ giro a la izquierda/ velocidad cuchara.

1.3 MICROONDAS: en un recipiente apto para microondas, metemos nuestras verduras troceadas con un poco de sal y 3 o 4 cucharadas soperas de agua. Cocinamos a máxima potencia unos 12 minutos, añadiendo un poco más de tiempo si vemos que no están tiernas.

Una vez nuestras verduras blanditas, reservamos el agua para un caldo posterior o tiramos. Triturar las verduritas con un tenedor, minipimer  o con varios golpes de turbo de la thermomix o cualquier otro robot de cocina hasta tener un puré.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA
OLYMPUS DIGITAL CAMERA
  1. Separamos las claras de las yemas. Añadimos las yemas a nuestro puré de verduras junto con un poco de curry y pimienta (ambas especial son opcionales, pero le dan un gusto muy especial que os recomiendo).
    OLYMPUS DIGITAL CAMERA
    OLYMPUS DIGITAL CAMERA

    OLYMPUS DIGITAL CAMERA

  2. Montamos las claras a punto de nieve. Para que monten bien es necesario hacerlo en un bol limpio, seco y sin rastro de grasa. Para que queden más firmes se aconseja montarlas con un pellizco de sal.
    • se pueden montar con un tenedor o varillas manuales.
    • Con varillas eléctricas
    • Con thermomix: con la mariposa 3 ½ minutos/velocidad 3 ½
  3. Cuando nuestra claras estén bien duritas las incorporamos a nuestro puré de forma suave y envolvente, para que nos entre aire en la mezcla y nos suba el soufflé y quede esponjoso.                                                                                                OLYMPUS DIGITAL CAMERA
  4. En un molde apto para horno, engrasamos ligeramente con un poco de aceite y/o mantequilla, vertemos nuestra mezcla y horneamos al baño María en el horno durante 30-40 minutos a 180 ºC.OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Para el baño María necesitamos una bandeja de horno más grande que nuestro recipiente del soufflé, un paño de cocina y agua caliente.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Yo suelo precalentar el horno antes, con la bandeja, el paño y el agua, para que al introducir nuestro soufflé ya este caliente.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Listo para disfrutar, ni os daréis cuenta que coméis zanahorias.

Soufflé ligero de zanahorias
Soufflé ligero de zanahorias

PD. se puede hacer la variante con cualquier otra verdura, basta con sustituir la zanahoria por calabacín, espinacas, coliflor, brocoli…. o las verdurita que más nos apetezca tunear en el momento.

BESOS

Aperitivos navideño saludables

20161219_145718-2  20161219_145714-2

Siguiendo con los aperitivos navideños, vamos con una versión de pinchito navideños verdes.

Y como no todo en esta vida no son langostinos, mariscos y embutidos, os presento dos opciones de aperitivos sanos y saludables.

Ya lo sé, a estas alturas de la jugada, ver un pepino no os parece la panacea del placer navideño, pero os aseguro que después de la comida navideña de empresa, el reencuetro de colegas, y las demás comilonas previas navideñas, veréis los aperitivos vegetales con otros ojos. O por lo menos vuestro hígado y páncreas lo agradecerán.

Además, aportan frescor y colorido a la mesa y si tenéis algún vegetariano en la familia, o de invitado os lo agradecerá.

Ingredientes:

Brochetas de pepino:

  • 1 pepino, yo prefiero los holandeses que tiene la piel más finita y suelen ser más largos
  • 1 tarrina de queso para untar, tipo philadelphia (también podéis comprar directamente una tarrina de queso para untar a las finas hierbas)
  • Finas hierbas y ajo ( yo suelo usar cebollino y perejil)
  • Sal y pimienta

Brochetas caprese:

  • Tomatitos cherry
  • Bolitas de queso mozzarela
  • Hojitas de albahaca fresca
  • Vinagre balsámico de Módena
  • 1 cucharadita de miel
  • ½ cucharadita de mostaza
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta

Brochetas de madera.

Preparación:

Para las brochetas de pepino:

Lavamos bien el pepino y cortamos la mayor parte de la piel, yo le dejo unas tiritas finas de piel para que den un bonito contraste.20161219_140551-2

Lo cortamos en 2 o 4 trocos, según lo grande que sea y vaciamos las semillas. Yo uso un sacacorazones de manzanas, pero con un cuchillito fino o cucharilla de café también se puede.                                            20161219_140642-2

Si no hemos comprado la tarrina de queso para untar a las finas hierbas, ponemos nuestro queso normal en un bol y lo mezclamos con ½ diente de ajo, cebollino y perejil finamente picados.                    20161219_140412-2

Rellenamos nuestros cilindros de pepino y los cortamos en rodajitas de más o menos 1 cm de grosor. Insertamos la brocheta y ya tenemos una rica piruleta saludable.                                                                       20161219_140742-2 20161219_140756-2                                                                                                        20161219_140857-2

Para las brochetas caprese:

Insertamos en una brocheta un tomatito cherry, una bolita de queso y una hojita de albahaca.                                                                                                20161219_142101-2 20161219_142111-2                                                                                                                                       20161219_142124-2

En un tarro de cristal con tapa vacío, metemos 2 cucharadas soperas de vinagre balsámico, 4 cucharadas soperas de aceite de oliva, 1 cucharadita de miel, ½ cucharadita de mostaza, una pizca de sal y un poco de pimienta. Cerramos bien el bote y lo agitamos al estilo maracas a buen ritmo hasta que nos quede una vinagreta homogénea.                                                 20161219_142043-2

Ya solo queda presentar nuestras brochetas con un poco de vinagreta por encima y listo para un poco de aperitivo desintoxicante. Para que las brochetas no se hundan en el bol, yo los he pinchado en una rodaja gruesa de pepino.  20161219_142152-2 20161219_142547-2

Besos

aperitivos saludables